Anterior | Siguiente | Inicio

El proceso básico de control.


Definición:
Si en algo se han puesto de acuerdo los autores es en la definición del control administrativo Reyes Ponce lo define como:

Recolección sistemática de datos para conocer la realización de los planes.(RP pag. 440).

Para Robbins es el proceso de monitorear las actividades con el fin de asegurarse de que se realicen de acuerdo a lo planificado y corregir todas las desviaciones significativas. (Robbins pag. 554).

Bartol lo define como:
Controlling is the process of regulating organizational activities so that actual performance conforms to expected organizational standards and goals. ( Bartol pag. 510).

Queda claro que controlar es comparar, comparar lo hecho con lo planeado y en su caso corregir las desviaciones. Siendo el último paso del proceso administrativo presupone que hay una planeación que define el rumbo de la empresa y con la que comparamos los resultados e identificamos las desviaciones. Se dice que la planeación y el control son los gemelos del proceso administrativo ya que no pueden darse el uno sin el otro.

Los controles deben planearse de manera que detecten, que muestren las desviaciones en cuanto ocurran de modo de estar en posibilidad de proponer acciones correctivas a tiempo, es decir un adecuado control deberá establecerse sobre elementos que midan la tendencia de los acontecimientos.
Por ejemplo, un avión en despegue va revisando constantemente su velocidad en relación a la distancia recorrida en la pista hasta el punto que decide si despega o frena si al final de la pista decide no despegar. Ya es muy tarde.

La importancia del proceso de control tiene una estrecha relación con el concepto de delegación de autoridad el control se da, entre otras cosas, por la necesidad de saber si los subordinados están realizando sus actividades en forma eficaz y eficiente. Vale la pena recordar que si la autoridad se delega la responsabilidad se comparte y al final el ejecutivo es el responsable de las acciones de sus subordinados. Por otro lado la única forma de saber si estamos en el camino correcto es comparar constantemente donde estamos y a donde vamos.

El control administrativo presupone el establecimiento de estándares que fueron fijados en la etapa de planeación es con estos que comparamos el desempeño para establecer las desviaciones en su caso y desde luego las medidas correctivas.

El proceso de control
(Robbins pag. 552)














El administrador establece sistemas de control que le permitan conocer el rumbo en todo momento, es decir, se hace el diseño de mecanismos que aumenten la probabilidad de alcanzar los estándares de la organización y sus metas. (Bartol Pag. 511).


Anterior | Siguiente | Inicio